Publicidad

MAGNÍFICOS

Un cero y dos ganadores

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Google Plus One:

Contrario al sentir de los aficionados de uno y otro equipo y a que Herediano se distanció de ambos, me parece que en el clásico si hubo ganador. Más bien ganadores. La Liga y Saprissa. Óscar Ramírez y Rónald González. Pese al cero enorme, a lo feo del partido y a su escasa emotividad. Critiqué el 4 a 4 del torneo anterior como un juego de muchos errores, graves, infantiles. Hubo ambición por el marco contrario, por corregir los yerros con goles y tapar los despistes con fuego en la puerta rival. Esta vez Alajuela y Saprissa también han ganado un punto, el mismo de aquel temerario juego. Pero la gente salió del Nacional con el ceño fruncido, no por los empujones de Hugo Cruz ni por el altercado de Michel y Estrada. Se fueron disgustados por el 0 a 0 y la forma en que se forjó.

Pero tácticamente este fue un mejor encuentro. Con muy pocos errores. Y la falta de acierto ofensivo se explica por esa ausencia de yerros en las defensivas. Los duelos particulares estuvieron parejos: Waston no pudo cabecear sobre Porfirio, pero tampoco dejó en paz al novato Ortiz. Y aunque Alajuela era casa en cancha ajena, no creo que haya perdido. Arriesgó con cachorros, Matarrita y Ortiz, y un advenedizo, Osvaldo Rodríguez. Los tres se graduaron de leones, con prestancia y sin miedo ante el duelo.De alguna forma siento que La Liga puso en peligro el resultado para consolidar a sus nuevos pinos y madurar esa idea de que en el equipo de Ramírez todos son titulares y al mismo tiempo, cualquiera puede ser suplente. Sin Palacios, MacDonald, Alonso, Palma, Valle y Alpízar, entre otros, dejó en la banca mucha munición y experiencia, pensando en madurar a otros y reservar un arsenal que en cualquier momento vuelve a la vitrina estelar.Saprissa tuvo su victoria. Ya cumplió su visita al campeón y subcampeón y salió ileso. Estuvo muy cerca de vulnerar el intratable Rosabal Cordero y borró los recuerdos frescos de un 3 a 0 reciente en La Sabana frente al enconado rival rojinegro.

El resultado fue una inyección de fe para un Saprissa en crecimiento. Y confirma de que esta Liga moderna no necesita de grandes marcadores para amasar sus grandes victorias.

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Google Plus One:

Publicidad

Sondeo ¡Participe!

¿Marcará diferencia la ventaja deportiva en las semifinales del Torneo de Invierno?

Ver resultados

Publicidad