Publicidad

MAGNÍFICOS

Bryan y Joel se ponen a punto

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Google Plus One:

En la liga holandesa Bryan es un futbolista inmensamente feliz. La Eredivisie le da el protagonismo que la Premier inglesa le negó. Y él se lo recompensa con goles y producciones convincentes, llenas de jugadas electrizantes y goles que recorren el planeta.

En Holanda Ruiz es figura de culto. Si huella goleadora en el Twente lo encumbró a la élite futbolística europea, y prensa, público y dirigentes le pagan con fidelidad. Un Bryan dominante y goleador en el PSV es un lujo para la Selección de cara al Mundial.

No es fácil ser figura en el Primer Mundo del futbol. Es otro contexto, otra realidad. Mandan la exigencia y el profesionalismo, dos valores sensibles en nuestro balompié. A veces, pesan otros valores.

Un costarricense en esas tierras juega sin pergaminos como hacen brasileños, argentinos o uruguayos. Tiene que jugársela con lo que tiene y eso pesa para ser tomado en cuenta. Si un técnico maneja dos opciones para la titularidad, y una de ellas es un compatriota nuestro, se decantará por el otro por antecedentes.

A veces también juegan en contra del tico su personalidad, su humildad y su verbo austero, frente a colegas de países en donde la extroversión juega un papel decisivo. En algunas ocasiones, no alinear a un costarricense es un capricho del técnico, como creo le pasó a Bryan en el modesto Fulham.

En todo caso, ese equipo inglés no es nada del otro mundo, se la pasa sumido en crisis de resultados y otea el protagonismo de lejos. Lo mejor que le podía pasar a nuestro capitán es haber dado un paso al costado y volver a la tierra en donde sí lo valoran.

Joel es un caso aparte. La ausencia de un permiso laboral británico le impidió abrirse un hueco en la plantilla del Arsenal. Con autorización del técnico Arsene Wenger, inició un peregrinaje a préstamo, para que madurara y adquiriera rodaje.

Sin embargo, antes pronosticó: “Joel es un talento que debe madurar. Puede jugar por derecha, izquierda o por el centro”. En el Lorient francés, el Betis español y ahora el Olympiacos griego, Campbell hace lo que sabe, con permiso laboral o sin él.

En la tierra de los dioses y la mitología, anda en un nivel superior. Y de nuevo la Sele parece predestinada a retomarlo en su mejor forma, para el inminente Mundial.

Si la flema y el orgullo del Arsenal le bloquean el paso en la Premier, él se divierte y quizá otros ya tienen su nombre grabado en la "tablet", para la temporada que viene. ¿Por qué no el Manchester United, al que humilló esta semana, con un golazo?

De Keylor ya hablamos en otra ocasión. Sigue hechizando a la prensa española, con sus paradas, reflejos y ubicación. Si esta tríada mantiene el nivel actual y el resto de jugadores esgrime sobre la cancha lo que tiene, sin complejos ni miedos, la aventura mundialista puede tener un desenlace impensado. Ya quiero que comience el Mundial.

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Google Plus One:

Publicidad

Sondeo ¡Participe!

¿Marcará diferencia la ventaja deportiva en las semifinales del Torneo de Invierno?

Ver resultados

Publicidad