Publicidad

Magníficos

Cartaginés y el factor Wright

Acaba de sentarse en el banquillo blanquiazul y ya probó su dosis de gloria. Eso tiene un peso especial en un equipo desacostumbrado a las horas felices.

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Google Plus One:

Mauricio Wright acaba de sentarse en el banquillo blanquiazul y ya probó su dosis de gloria. Eso tiene un peso especial en un equipo desacostumbrado a las horas felices.

Timoneles de todas las raleas orientaron los destinos de la divisa y la mayoría se fue con las manos vacías. Wright lleva apenas una pretemporada y un Torneo de Copa, pero ya plantó un mojón que lo separa del resto al alzar la Copa Popular.

La conquista del Cartaginés disparó reacciones en todos los frentes. Al festejo espontáneo y sentido de los fieles seguidores en el Estadio Nacional y en la provincia, siguieron las mofas de quienes siempre se deleitan con el drama azul.

Hay que haber nacido en Cartago para entender el sentido de pertenencia al equipo, que se perpetúa porque -casi siempre- lo transmitió un ser querido que ya no está y al que nos une un lazo indisoluble como un papá, una mamá, una hermana o un hermano que partió.

Los que se burlan olvidan que la historia de todos empezó en la Vieja Metrópoli y que bastará con revisar el árbol genealógico de cada familia para dar con la generación que enterró el ombligo en esa provincia.

En el terreno estrictamente futbolístico, esta versión invernal 2014 pinta bien. Los dirigentes acertaron con un técnico que combina conocimiento, manejo de grupo y carácter.

Wright se formó en la casa saprissista y trae el gen ganador, el gusto por el juego y esa jerarquía que inspira a los futbolistas deseosos de trascender. Otro acierto es haber comprado bien. Si en nuestro mercado Herediano patentó la adquisición de calidad, esta vez Cartaginés no se quedó atrás.

Jameson Scott es referente de clase en uno de los tradicionales hoyos negros del equipo: el corazón de la zaga. Condega es el zurdo virtuoso añorado por décadas, igual de desequilibrante como generador de juego en el medio o jugando por afuera. Y Carlos Hernández se ha reencontrado con su estirpe de pasador fino, conductor y guía, de sus mejores años en Alajuelense y Australia. Cuando muchos lo daban por jubilado, el "Zorro" demuestra que su talento no se enmohece y que la experiencia puede ser su probada compañera para relanzar su historia en un equipo diferente al resto.Y quedan otras cartas llegadas este semestre, con poco rodaje aun, pero buenas credenciales y augurios: Daniel Quirós, Cabalceta, Luciano Bostal, un "9" a la vieja usanza, especial para esos partidos que se dominan y dominan, y la pelota se niega a entrar.

En medio de esta expectativa gana el futbol porque los candidatos naturales al título siguen siendo Saprissa, Alajuelense y Herediano, pero 

La sensación la desgranó el factor Wright.

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Google Plus One:

Publicidad

Sondeo ¡Participe!

¿Marcará diferencia la ventaja deportiva en las semifinales del Torneo de Invierno?

Ver resultados

Publicidad