Publicidad

La última escala

Solo hemos perdido una vez, y fue en el partido de la nieve que, ahora sí, queda superado, archivado y reivindicado.

A esta altura de la eliminatoria, decir que la Sele tiene todo para clasificar hoy no es un pronóstico alegremente optimista, sino un estado de situación muy exacto de cómo marcha la hexagonal. Solo hemos perdido una vez, y fue en el partido de la nieve que, ahora sí, queda superado, archivado y reivindicado. A todos los rivales hay que deberles respeto, especialmente si están en casa, pero la Tricolor ya dio muestras suficientes de que tiene los argumentos para imponerse. La intención no es sacar pecho y mirar a los demás encima del hombro, como a lo mejor nos ocurrió hace cuatro años, sino ponderar las virtudes propias y reconocer algo en lo que hemos insistido desde el inicio de la hexagonal: hay material suficiente. Por eso, hoy debe ser un día de celebración, para sacarnos al fin el desahogo de regresar a un Mundial, deuda pendiente del 2009. Ni vender humo y engañar a los aficionados, pero tampoco menospreciar lo que tenemos: esta Selección merece ir a Brasil.




Publicidad

Sondeo ¡Participe!

¿Marcará diferencia la ventaja deportiva en las semifinales del Torneo de Invierno?

Ver resultados

Publicidad