Publicidad

La vergüenza en Tibás

Ahora el Saprissa es frágil en su Cueva, hasta cuando le toca recibir a clubes de menor calado.

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Google Plus One:

Ir al Ricardo Saprissa fue, por décadas, un deporte de alto riesgo para los equipos visitantes. El Monstruo -tanto el equipo como el estadio- intimidaba desde que el bus se iba acercando por los viejos cafetales de Tibás. Era un respeto bien ganado y sustentado con números. Ahora el Saprissa es frágil en su Cueva, hasta cuando le toca recibir a clubes de menor calado. Puntarenas tiene menos figuras, menos presupuesto y metas mucho menos ambiciosas (básicamente, salvar la categoría). Aún así, cargado de ambición y coraje, encontró la forma de sacar petróleo de un lugar donde antes la derrota era el destino más probable. Por eso, jugadores, entrenador y hasta presidente hablan de “vergüenza” tras lo ocurrido el miércoles, que en todo caso no es una pifia casual, sino una tendencia que viene de los últimos torneos. Uno de los grandes activos deportivos que tiene Saprissa es su estadio. Hasta se lo ofrecen a la Selección. Si pierde esa fortaleza, estará en serios problemas.

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Google Plus One:

Publicidad

Sondeo ¡Participe!

¿Marcará diferencia la ventaja deportiva en las semifinales del Torneo de Invierno?

Ver resultados

Publicidad