Publicidad

MAGNÍFICOS

Percibirse a sí mismo y al equipo

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Google Plus One:

El incidente Mauricio Montero puede ser una experiencia formativa tanto para él como para otros entrenadores y juntas directivas. En los cursos para formar entrenadores profesionales se les capacita para que estén en capacidad de darle un manejo adecuado a este tipo de situaciones, y se enfoca desde tres diferentes aspectos.

Percibirse a sí mismo. Llegar a conocerse a uno mismo bien y tener control de su conducta puede ayudarle al entrenador para influenciar a los jugadores. Jugar al futbol es estar siempre tomando decisiones. Si sabe cómo y por qué tomo determinadas decisiones, estará en capacidad de influenciar positivamente a los futbolistas bajo su mando. Esta es una de las principales tareas que tiene que aprender. Debe saber cómo ayudar a sus jugadores; mediante una conversación puede obtener suficiente conocimiento de ellos, es vital el contacto y la comunicación. Si puede sostener una conversación con sus dirigidos y logra comprender la esencia de esta, obtendrá información que le permitirá influenciarlos positivamente.

Percibir al equipo. Un entrenador profesional, además de tener muy buen conocimiento de formas de entrenamiento, aspectos de la condición física, análisis de juego y la capacidad de transferirlos al campo de juego, tiene que orientar a su cuerpo técnico para crear un adecuado ambiente de trabajo. Guiarlos en el manejo de las decepciones causadas por un mal resultado o en las reacciones que puedan expresar a una nueva forma de trabajo, sobre todo cuando no están de acuerdo. Estas son facetas que a menudo son olvidadas, pero que son importantes para tener éxito. Debe tener habilidades para manejar conflictos y crear confianza entre todos sus dirigidos.

Percibir al club. El campo de juego del entrenador, va mas allá del primer equipo, el alto rendimiento, su cuerpo técnico y médico. Debe moverse en un campo amplio. Una organización de futbol tiene muchas necesidades: dinero, un estadio, aficionados, personal de seguridad, logística. Políticas, valores y una cultura de club que respetar. En otras palabras, para el club y todas las partes que lo conforman, no se trata solo de futbol.

Debe funcionar en un amplio enlace dentro del club de futbol, lo que implica que esto también tiene consecuencias para sus políticas técnicas y formas de trabajo. En este punto, antes de aceptar trabajar con determinado club, tiene que conocer bien cómo funciona y preguntarse si está en capacidad de trabajar adecuadamente, bajo la visión de la institución.

Jugar al futbol es estar siempre tomando decisiones

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Google Plus One:

Publicidad

Sondeo ¡Participe!

¿Marcará diferencia la ventaja deportiva en las semifinales del Torneo de Invierno?

Ver resultados

Publicidad