Publicidad

Salud

Vuelva a la calma

Un periodo de relajación le ayudará a recuperarse mejor

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Google Plus One:

¿Alguna vez ha sentido que no puede ni caminar después de un entrenamiento fuerte?

Cuando la intensidad del ejercicio ha sido muy alta le conviene apartar unos 15 ó 20 minutos para relajarse y volver a la calma.

Esos minutos siguientes son claves para una recuperación óptima. Algunas sustancias que se liberan durante el ejercicio intenso y que se asocian con la fatiga y el dolor muscular se limpian con mayor rapidez si el atleta se mantiene activo (a una intensidad leve) en los minutos posteriores al ejercicio intenso.

A esto se le llama “vuelta a la calma”, relajación o “cool down” y varía según el deporte.

Por ejemplo, después de unos fuertes intervalos de natación cuando ya casi ni siente los brazos, puede nadar unos 15 minutos más totalmente relajado, braceando suave y a un ritmo cómodo, para favorecer la circulación de la sangre y la reabsorción de esas sustancias que se asocian con malestar y dolor.

Lo mismo aplica para el ciclismo, atletismo o luego de un partido de fútbol en el que se haya trabajado a alta intensidad.

Para el entrenador y fisiólogo Roberto Solano, todo entrenamiento que incluya un bloque de alta intensidad debe también tener un periodo de vuelta a la calma para que el cuerpo pueda recuperar el estado de equilibrio (homeostasis) que tenía previo al ejercicio.

“Si no se hace el 'cool down' la recuperación será más lenta y si se hace crónico (el mal hábito de no volver a la calma con ejercicio de baja intensidad) podría causar una lesión en una práctica posterior”, concluye el experto.

Este periodo de relajación puede incluir trote suave, estiramiento dinámico y otros ejercicios leves que faciliten el flujo de sangre.

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Google Plus One:

Parque Viva

Publicidad

Publicidad

Blogs

Publicidad