Publicidad

En forma

La banda sin fin no pasa de moda

A pesar de ser de las máquinas más viejas de los gimnasios, los grandes beneficios que ofrece la convierten en una opción irresistible para los deportistas.

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Google Plus One:

La banda sin fin es probablemente de las máquinas más viejas e infaltables en los centros de acondicionamiento físico. Pero, ¿a qué se debe que no pase de moda?, la respuesta es sencilla: es una máquina polifuncional.

El principal uso es que sirve para activar el cuerpo. Ahí es donde la mayoría de las personas corren, generando un ejercicio cardiovascular ideal para preparar los músculos de cara a una rutina deportiva y así reducir las posibilidades de sufrir lesiones.

Sin embargo, los deportistas también la utilizan al finalizar los ejercicios impuestos en sus planes de entrenamiento.

“Cuando se recomienda trotar en la banda al final de la rutina es para terminar de relajar el cuerpo. Es una forma de bajar las palpitaciones y volver a un estado de calma”, detalló el instructor físico Joel Sanabria.

Por eso, en esta instancia el ritmo debe ser muy lento y por poco tiempo. La dinámica consiste básicamente en reducir gradualmente el nivel de intensidad.

“En la banda se hace un trabajo totalmente aeróbico, esto genera que hayan atletas que la utilizan para quemar calorías, tonificar, fortalecer o hasta para practicar los ritmos de carrera”, aseguró el instructor.

Efectivamente, muchos la utilizan para llevar un paso constante. Esto se debe a que representa una forma fácil de fijar una velocidad y mantenerla durante cierto tiempo, acción que le permite a los corredores practicar para mantener un ritmo de carrera.

Más ganancias

Pero si los beneficios anteriores aún no lo convencen, quizás el siguiente sí lo haga.

Para muchos médicos deportivos y expertos en terapia física, la banda es un buen medio de rehabilitación para los atletas luego de sufrir lesiones deportivas.

Lo que pasa es que al correr en esta máquina el impacto en las articulaciones será poco si lo comparamos con el asfalto o incluso con el césped.

En los gimnasios, en las casas y hasta en los trabajos, los atletas siguen prefiriendo la banda.

¿Cómo puedo hacer para no aburrirme mientras corro en la banda? Una buena opción es escuchar la música que sea de su agrado. Acá no hay peligro de los medios de transporte. Ante esto, puede ponerse los audífonos sin ningún problema. Otra idea es colocar al frente un monitor y observar su serie favorita.

¿Cada cuánto se puede correr en esta máquina? Dependerá de sus objetivos físicos. Lo ideal es que lo converse con su entrenador y elaboren un plan de entrenamiento. Recuerde que estas recomendaciones siempre serán individuales.

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Google Plus One:

Parque Viva

Publicidad

Publicidad

Blogs

Publicidad