Publicidad

En Forma

Tips para subir y bajar en la montaña

Las principales armas para salir avante en estas pruebas es hacer un buen trabajo de fortalecimiento muscular, aplicar una correcta técnica de carrera y utilizar un zapato específico para estas condiciones.

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Google Plus One:

FOTO: Foto: thinkstockphotos.es

Redacción

Fortalecimiento, técnica, visión, paciencia y un calzado adecuado. Esos son los factores que deben tener en cuenta los corredores de montaña tanto al subir como al bajar durante los trayectos.

Las competencias de “trail” se caracterizan por tener ascensos y descensos bastante pronunciados que no son fáciles de vencer por lo que es necesario tener presente los aspectos anteriores.

El primer punto es trabajar el fortalecimiento muscular.

“A pesar de que el impacto es menor en la montaña que en asfalto, los músculos de las piernas tienden resentirse bastante debido a lo quebrado que suelen ser las rutas. Los cuadríceps, isquiotibiales y las pantorrillas son zonas del cuerpo que tienen que ser ejercitadas con frecuencia en los gimnasios para estar más protegidos y reducir las opciones de lesionarse”, aseguró el entrenador de atletismo Federico Mora.

Luego, es fundamental que aplique una buena técnica. Al momento de ascender puede acudir a una zancada más corta pero a la vez más constante. Asimismo, es necesario que mantenga los brazos fuertes para utilizarlos como punto de apoyo en cada paso.

Mientras que en las bajadas, muchos deportistas recurren a una zancada mucho más extensa. Sin embargo, esto variará dependiendo de cada persona.

“Usted ve a los corredores profesionales y todos utilizan una técnica diferente, evidentemente la que mejores resultados les trae. Eso sí, hay generalidades como tratar de echar el cuerpo hacia atrás mientras se baja para intentar contrarrestar la fuerza de gravedad que implican los descensos”, agregó el entrenador.

Otro tema importante es utilizar tenis específicas para campo traviesa. Esto, a pesar de parecer lógico, en ocasiones es omitido y genera muy malas consecuencias como las diferentes lesiones.

Este calzado ideal para la montaña suele proteger mucho más los pies de palos, agua y todo tipo de materiales que se puede topar en estos eventos. Además, la suela es fabricada de una forma que le permite tener un mayor agarre y estabilización al correr.

“Un buen consejo es tener una buena visión, es decir siempre observar hacia adelante y no ir viendo solo hacia abajo. La montaña es un lugar que suele sorprendernos así que lo mejor es estar bien atento”, acotó Mora.

Por último, sea paciente y no se desespere. Nunca va a ser comparable un tiempo en calle que en la montaña. Ante esto, es bueno que tenga tranquilidad y sepa que al inicio siempre le va a costar.

La práctica hace al maestro

En la montaña, al igual que en todos los aspectos de la vida cotidiana, aplica perfectamente aquel viejo refrán que dice que: “la práctica hace al maestro”.

Solo la experiencia vivida en los entrenamientos y en las diferentes competencias campo traviesa le darán el conocimiento para saber cómo reacciona su cuerpo tanto subiendo como desciendo en los trayectos.

Está claro que todas las pruebas son diferentes y nunca se topará las mismas condiciones, empero, si usted se conoce como corredor y principalmente entiende cómo solucionar los hipotéticos problemas al correr siempre llevará todas las de ganar.

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Google Plus One:

Parque Viva

Publicidad

Publicidad

Blogs

Publicidad