Publicidad

Atletismo

¿Correr descalzo?

Cada vez más gente se anima a correr a pie desnudo sobre el asfalto bajo el argumento de que es natural y evita lesiones.

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Google Plus One:

El ser humano (y sus ancestros) se ha desplazado descalzo desde hace millones de años. Es lo natural, es para lo que el cuerpo evolucionó. Y entonces, ¿por qué corremos con tenis?

Un creciente grupo de personas pregona el regreso a lo natural. Ellos argumentan que la causa de tantas lesiones entre los corredores se debe al uso de calzado deportivo especializado, que altera la forma “natural” de la zancada, reduce la capacidad sensorial y aumenta el impacto sobre las articulaciones.

Pero aunque cada vez más atletas (especialmente en Estados Unidos) se casan con la idea de correr a pie desnudo, aún la ciencia no logra fundamentar sus teorías.

El primer argumento es que las tenis alteran la zancada al correr. Los estudios demuestran que sí: tanto el movimiento de las piernas como la pisada cambian si la persona está descalza o con tenis. Lo que no se ha podido demostrar es si dicho cambio es para bien, para mal, o irrelevante.

Cuando una persona corre descalza tiende a caer más con la parte frontal del pie y menos con el talón; esto reduce el impacto sobre las articulaciones hasta en un 50% según un estudio publicado en el 2004. También se argumenta que caer con la parte frontal del pie es más eficiente que caer con el talón, sin embargo al menos tres estudios desmienten este argumento y más bien han encontrado que los mejores fondistas suelen caer con el talón primero.

En todo caso, “hasta ahora nadie ha publicado un estudio que demuestre que correr descalzo es mejor, ni tampoco uno que demuestre que correr con tenis previene lesiones”, concluye el investigador de Harvard Daniel Lieberman, quien ha tratado a fondo el tema de correr descalzo.

Quienes se animan a correr descalzos reportan una sensación de libertad, más comodidad y muchos juran y rejuran que descalzarse les ha liberado de las lesiones que les aquejaban cuando corrían con tenis.

Si usted quiere intentarlo, no hay razón para decirle que no. El Dr. Lieberman recomienda empezar poco a poco, por ejemplo corriendo solo el último kilómetro de su entrenamiento descalzo. Dele tiempo a su pie para que forme callos que lo protejan del roce del concreto. Si se siente bien y logra adaptarse, ahorrará en tenis, correrá (quizás) de mejor manera y pertenecerá a un grupo cada vez más grande de atletas “al natural”.

Los 5 consejos

1. Correr temprano

2. Comida dos horas antes y con líquido

3. Dormir bien

4. Protección solar de alta protección

5. Curitas protecctoras

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Google Plus One:

Parque Viva

Publicidad

Publicidad

Blogs

Publicidad