Publicidad

Salud Deportiva

¿Cómo puedo reconocer una contractura muscular?

Por contractura muscular se entiende al aumento involuntario y sostenido del tono muscular durante o seguido de la actividad deportiva.

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Google Plus One:

* Ana S. Certad es médica especialista en lesiones deportivas. Teléfono 2290-0129 / email: saluddeportivacr@gmail.com

El músculo, derivado del latín músculos ( ratón) por su rápida reacción ante un movimiento, es uno de los elementos responsables de conformar el sistema músculo-esquelético. Este importante órgano tiene tres funciones: protección de los huesos, sostén de toda la estructura corporal y calentamiento al contraerse.

Por contractura muscular se entiende al aumento involuntario y sostenido del tono muscular durante o seguido de la actividad deportiva y es la lesiónmás simple y común del deportista.

Los síntomas de esta dolencia se presentan cuando el músculo se opone al estiramiento por el estado de contracción que hay en ese momento. El dolor también puede ser manifestado a la hora de la palpación la cual también va a permitir sentir el aumento de tamaño de las fibras musculares. Su duración puede variar entre 8 y 24 horas. Cabe aclarar que no nos encontramos ante una verdadera lesión muscular, pero sí ante una alteración de la capacidad contráctil de la estructura.

Entre las causas comunes en estudio de una contractura encontramos: ausencia de estiramiento o inadecuado, calentamiento insuficiente, fatiga en exceso o acumulada, defectos posturales o anatómicos del individuo, debilidad del área ejercitada y una mala distribución o aumento de la potencia en las cargas por el personal encargado del entrenamiento.

Para curar una contractura, son necesarios de 3 a 7 días de receso. Es contraproducente desarrollar cualquier actividad bajo esta condición ya que como proceso inflamatorio debe terminarse a su debido tiempo y así evitar lesiones serias.

Se puede ayudar a acelerar el proceso de recuperación mediante procesos como: masajes elaborados por un profesional; ejercicios de movilidad pasiva para un estiramiento pausado o actividad aeróbica suave; relajantes musculares y con una nueva técnica llamada “stretch and spray”, que consiste en estirar al músculo al máximo sin que produzca espasmo y en ese instante se coloca un spray refrigerante que recubre el área de dolor, manteniendo al músculo siempre estirado generando alivio y soltura de las fibras contraídas.

Estas son las mejores formas de tratar una contractura muscular pero para su prevención recordemos que realizar un adecuado calentamiento, evitar el sobreesfuerzo, y llevar un tiempo de entrenamiento adecuado serán las mejores herramientas para evitar al máximo este proceso.

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Google Plus One:

Relacionadas

Parque Viva

Publicidad

Publicidad

Blogs

Publicidad