Publicidad

En forma

Aproveche y corra en la playa

Olvídese del reloj, solo disfrute el paisaje corriendo relajado.

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Google Plus One:

¿Se imagina combinar sol, arena y a la misma vez estar corriendo? Pues, si usted va para la playa, no olvide las tenis y anímese a correr sobre la arena.

Esta práctica le brindará múltiples beneficios. Incluso, algunos expertos se animan a decir que se debería hacer al menos una vez por semana, debido a us grandes ventajas.

Y es que no es para menos. Correr en la playa nos ayudará a aumentar la fuerza y potencia de las piernas, esto debido a que la suavidad de muchos terrenos arenosos nos obligarán a vencer su resistencia con los músculos de nuestras piernas.

Además, nos permitirá mejorar la respiración, ya que la humedad, la presión atmosférica y la temperatura que por lo general se presentan en la playa nos facilitarán la recepción de oxígeno que nuestro cuerpo necesita.

¡Y aún hay más razones positivas para animarse!

“El simple heho de disfrutar del paisaje, escuchar el mar, y olvidar el pavimento nos hará cambiar la cotidianidad y así disfrutar las vacaciones haciendo lo que más nos gusta: correr”, destacó el entrenador de atletismo, Michael Núñez.

Precauciones

Eso sí, no todo es positivo. Hay varios factores de cuidado que los corredores deben tener presentes y no se pueden dejar de lado, tales como entender que se está ejercitando sobre la arena, por lo tanto, no se puede correr las mismas distancias y al mismo ritmo como si estuviera corriendo en asfalto.

Por ejemplo, si usted está acostumbrado a correr diariamente una hora en calle, en la arena el tiempo deberá ser menor. Unos 45 minutos pueden ser suficientes para su entrenamiento.

Otro punto a recordar es que irrespetar sus propios límites o esforzarse de más podría generar lesiones en tobillos o rodillas.

“Se debe correr lo más cercano posible al mar, esto debido a que ahí el terreno será sólido y así evitaremos pisar suelos flácidos que lo único que harán es que no podamos correr nada y además podríamos lesionarnos fácilmente”, comentó Núñez.

El experto terminó añadiendo que también debemos tener cuidado de una posible deshidratación. Por las condiciones climatológicas que tendremos será obligación de cada corredor tomar mucho más liquido de lo que ingiere normalmente.

Las horas recomendadas para correr en la playa son: entre las 5 a.m. y las 8 a.m.. O después de las tres de la tarde. Lo importante es que evite a toda forma exponerse al sol. Recuerde: su objetivo es hacer ejercicio y continuar su vida saludable; no broncearse.

Puntos a tomar en cuenta

1.-No existen zapatillas especiales para correr en la arena, sin embargo, es vital que utilice tenis en su entrenamiento. Lo ayudarán para prevenir lesiones, golpes y cortes con la basura que puede estar oculta entre la arena.

2.-Si se encuentra corriendo y se marea o siente posibles síntomas de deshidratación, debe detenerse automáticamente, buscar la sombra más cercana, sentarse y tomar mucho líquido hasta que se recupere.

3.-A pesar de que corra en las horas recomendadas (5-9 a. m. o después de las 3 p. m.) no está mal usar gorras, lentes oscuros y bloqueador. Lo importante es evitar el contacto directo con el sol. Eso sí, siéntase cómodo. Eso es lo más importante.

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Google Plus One:

Parque Viva

Publicidad

Publicidad

Blogs

Publicidad