Publicidad

En Forma

Que las lesiones no lo detengan

En caso de sufrir una lesión no tiene por qué convertirse en una persona sedentaria. Los deportes de bajo impacto pueden ser la mejor solución.

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Google Plus One:

Utilizar la bicicleta, elíptica, escaladora y ejercitarse en el agua son las principales alternativas que tienen los atletas que sufren una lesión y de esta forma evitar parar del todo la rutina de ejercicios.

Según explicó el médico deportivo, Óscar Arroyo, estas recomendaciones siempre serán a un nivel individual, porque hay que conocer con exactitud la lesión del atleta y ver si se le permite la actividad física. No obstante, hay prácticas que son las más recurrentes pues el peligro de empeorar la situación es menor.

“Los deportes tienen que ser de bajo impacto, porque son los que resienten menos no solo las articulaciones, sino en general todo el cuerpo. De hecho, por ejemplo la natación, es una práctica ideal para las rehabilitaciones, acá el impacto es nulo”, explicó.

Ya sean aquaeróbicos (ejercicios dentro del agua), correr en una piscina o bailar contra el movimiento del agua para confrontar la resistencia, son prácticas que ayudan a ir recuperando fuerza en los grupos musculares o para activar el organismo.

Además es una forma de ganar doblemente. Si su deporte es otro, la natación le ayudará a implantar diversidad a sus entrenamientos y a buscar diferentes estímulos en el cuerpo.

Mientras que por ejemplo la banda sin fin o la elíptica si implican un impacto, pero es menor si lo comparamos con correr normalmente o practicar un deporte como el fútbol o el baloncesto.

Respecto al uso de la bicicleta, de igual forma será recomendada, siempre y cuando tengan presentes ciertos consejos.

“El ciclismo también es muy bueno para la rehabilitación dependiendo de la lesión. No recomiendo que se haga ciclismo de montaña ni nada por el estilo. Lo mejor es hacer pista para evitar topografías difíciles o que comprometan las partes del cuerpo más sensibles”, dijo Arroyo.

Incluso, el uso de la bicicleta estacionaria se convierte en una opción fundamental, pues acá se garantiza que el impacto sea muy bajo y de igual forma se tiene la opción de trabajar con resistencias variadas, de acuerdo a lo que pretende buscar el deportista.

Con respecto a cuánto tiempo y veces semanales se debe ejercitar la persona, será un asunto individual, no obstante, por lo general siempre se recomienda que sean menos de tres veces por semana.

¿Cuál otra opción tengo para ejercitarme mientras estoy lesionado? Si la lesión se encuentra en el tren inferior (de la cadera hacia abajo) no tiene restricción con entrenar brazos, pecho, o espalda. Así que puede hacer alguna rutina de pesas para fortalecer esta parte del cuerpo mientras se termina de recuperar.

¿Ante cualquier lesión se puede seguir entrenando? Jamás. Estas prácticas siempre deben ir recomendadas por un experto, ya sea un educador físico, un médico deportivo o un fisioterapeuta. Cada análisis debe ser individual, en caso de ignorar este consejo y ponerse a seguir un plan, podría empeorar su situación física.

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Google Plus One:

Parque Viva

Publicidad

Publicidad

Blogs

Publicidad