Publicidad

En Forma

Hidrátese mucho más en verano

Tener una adecuada reserva de líquidos es la solución para derrotar las altas temperaturas que se presentan durante los entrenamientos.

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Google Plus One:

Decir que un deportista debe hidratarse para enfrentar todo tipo de ejercicio físico es hasta cierto punto repetitivo. Pero decir que la dosis debe aumentarse notablemente durante el verano, es un aspecto que muchos olvidan.

Estamos en una época del año que puede ser considerada como la más caliente. Ante esto, es fundamental que le preste atención a este importante tema.

“Estar deshidratado puede causarle desde molestias menores como dolores de cabeza, boca seca y mareo, cuando es en un nivel leve; hasta letargo y somnolencia, desvanecimiento, ojos hundidos y falta de volumen sanguíneo-que podría producir infartos cardíacos y muerte o daño cerebral permanente-, si se trata de deshidratación moderada o grave”, dijo Ana Cristina Gutiérrez, asesora nutricional de Herbalife.

Por lo anterior es que las medidas de seguridad deben aumentar. Por ejemplo, antes de una carrera pedestre o competencia de ciclismo, la hidratación debe empezar con anterioridad para garantizarse llegar preparado.

De acuerdo a lo que explicó el educador físico Carlos Benavides, una correcta reserva de líquidos se inicia entre tres o cuatro días antes del evento.

Pero no se asuste en realidad no se trata de tomarse un barril de agua o hidratante. La ingesta de líquidos es gradual.

“La cantidad de líquido es un tema individual pero en promedio se recomienda tomar dos litros de agua al día. Y el día anterior a la actividad deportiva esta cantidad puede ascender a tres litros. Lo importante es que se hace poco a poco y no todo de un solo”, detalló Benavides.

Cabe destacar que, el agua cumple con lo básico. Sin embargo, si desea estar aún más preparado puede tomar bebidas isotónicas que reponen electrolitos que son los responsables de ayudar al rendimiento de los atletas.

Otro aspecto importante es recordar que la hidratación no solo se hace a punta de líquidos sino también con otros alimentos como las frutas.

Eso sí, dele prioridad a las que contienen una buena dosis de agua y líquido en general.

Además hay recomendaciones para verificar síntomas de deshidratación básica.

Uno de ellos es el aumento de sed, boca reseca, mareos, dolor de cabeza y fatiga. En estos casos lo mejor es pedir ayuda por parte de un profesional.

Son ideales para reponer nutrientes como el sodio y el potasio que el cuerpo pierde durante cada sesión deportiva.

Consuma las que son ricas en agua como la pera y la manzana. Recuerde que la hidratación no se hace solo con líquidos.

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Google Plus One:

Parque Viva

Publicidad

Publicidad

Blogs

Publicidad