Publicidad

En Forma

El jiu-jitsu brasileño es más que solo pelear

Mister Gym comprobó que el secreto de esta disciplina es que no solo es combate, sino que también es un arduo entrenamiento físico.

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Google Plus One:

Todos los deportes de contacto están teniendo un crecimiento desmesurado en nuestro país. Un ejemplo muy claro de eso es el Jiu-Jitsu Brasileño.

Este consiste básicamente en ser un deporte de lucha de cuerpo a cuerpo que incluye muchas maniobras en el suelo.

De hecho, su crecimiento es tal que, en los gimnasios de pesas están empezando a impartir sesiones de este arte marcial.

Por eso, el pasado miércoles visité el gimnasio George Angulo Fitness en San Francisco de Dos Ríos, y me metí a realizar una clase de este estilo.

Al llegar, lo primero que me dijo el profesor Jean Lima fue que me pusiera el Kimono (traje ceremonial), les soy sincero, apenas me lo puse me sentí fuerte, duro y con fortaleza para enfrentar cualquier tipo de entrenamiento.

La sesión inició con un arduo calentamiento. Empezamos a correr en forma circular por el salón. De pronto, siguieron más ejercicios de activación muscular como los jumpings, los trotes de “caballito” y hasta saltos.

Luego, hicimos un círculo y empezamos a hacer un estiramiento muscular. Muy bien ejecutado, ya que los grupos musculares estaban calientes y era el último paso para aumentar la intensidad.

“Vamos a hacer abdominales, todos al suelo”, expresó el entrenador, un tipo de más de 1. 80 metros de estatura y quien tiene un claro acento brasileño.

Cada uno de los integrantes hacía un ejercicio para el abdomen y todos los seguíamos. Al final, se hacían cerca de 50 repeticiones por movimiento, ¡vaya trabajo, aún me duele al abdomen!, Y eso que soy Mister Gym, es decir, un hombre acostumbrado a este tipo de entrenamientos.

También hicimos algunos trabajos de resistencia corporal como las planchas y las push ups. ¿Por qué la gente que práctica algún tipo de arte marcial tiene tan buen físico? La respuesta es clara: ellos no solo pelean, al contrario, tienen una gran preparación física en sus rutinas.

Una de las ventajas del jiu-jitsu es que se entrena de forma individual. El profesor entendió que lo mío son más las pesas y los trabajos en equipo biomecánico. Por eso, me hicieron una rutina específica para mis condiciones.

momento de luchar

El ayudante Winder Guevara mientras tanto, me explicaba los ejercicios básicos de la disciplina.

Empezamos con la ‘Monta americana’. Consiste en sentarse sobre la cadera del rival cuando este se encuentra acostado boca arriba y se ataca con las manos.

Posteriormente fue el turno de hacer una ‘Armbar’, esta es una especie de llave que genera una luxación en el brazo del contrincante, a tal punto que podría lograr una fractura peligrosa.

Y para finalizar aprendí sobre la ‘Mataleón’, que es una llave sobre el cuello del contrario, generándole la falta de aire y que podría desencadenar la muerte de la otra persona durante la pelea.

Defensa personal, conocimientos de combate o acondicionamiento físico, en realidad, véalo como quiera, lo cierto del caso es que estos deportes han venido a aportarle más ganancias a los deportistas. Totalmente recomendado para los que quieran salir de lo tradicional y apostar por realizar nuevas prácticas.

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Google Plus One:

Parque Viva

Publicidad

Publicidad

Blogs

Publicidad