Publicidad

En Forma

No olvide entrenar los músculos secundarios

Para que una rutina con pesas sea efectiva deberá estimular todas las zonas de su cuerpo y que los resultados se noten fácilmente.

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Google Plus One:

El pectoral, el bícep, los cuadríceps (muslo) y los glúteos probablemente son parte de esos músculos que todas las personas siempre ejercitan en los diferentes gimnasios.

No obstante, estos no son los únicos que existen, al contrario, hay muchas otras zonas del cuerpo que deben ser estimuladas, más si se asiste a un centro de acondicionamiento físico.

Partes como el antebrazo, el redondo mayor (hombro), el trapecio, los lumbares y las pantorrillas por lo general se dejan de lado y no se trabajan, lo que representa un error bastante grande por parte de los deportistas.

“Algunos músculos a las personas no les gusta entrenarlos porque a simple vista no representan una atracción. Por ejemplo el antebrazo, quizás no es tan notorio si lo comparamos quizás con los bíceps”, comentó el instructor físico Víctor Gómez.

Seamos sinceros. Una parte de los atletas entrenan buscando un resultado estético y no tanto a nivel muscular o esquelético.

Entre tanto, siguiendo con este ejemplo, un atleta que tenga desarrollado el antebrazo tendrá más facilidad a la hora de ejecutar otros ejercicios que involucren las extremidades superiores como las flexiones en el banco scott o el ejercicio de bícep martillo.

Otra causa de que no se entrenen algunas partes del cuerpo es no ser partidario de algún tipo de ejercicio. En este caso lo mejor es hablar con el instructor.

“En una ocasión me pasó que un atleta no entrenaba las pantorrillas porque el ejercicio que se le había impuesto no le gustaba y entonces no lo hacía. La idea es que haya una buena comunicación en ambas partes para que el resultado se note”, agregó el instructor.

Además, recuerde que cuando se hace una rutina con pesas la principal ganancia será el fortalecimiento corporal y el buen funcionamiento de los músculos y de los huesos. Ante esto, no le dé tanta importancia a la parte visual, este es solo un punto a destacar en medio de muchos.

“Para que en un trabajo con pesas sea considerado como bueno se debe hacer un análisis completo, uniforme y no de solo algunos músculos. Lo importante es que el avance sea total”, explicó Gómez.

Asimismo, el instructor agregó otra razón que muchos deportistas utilizan para no estimular estos músculos secundarios.

“Los aductores y abductores (parte interna y externa de los muslos) algunos hombres prefieren no entrenarlos pues creen que estos es un tema solo para las mujeres y en realidad no es así. No hay músculos masculinos ni femeninos”, dijo.

La importancia es aún mayor en otras zonas como los lumbares.

También conocida como la espalda baja, muchos la dejan de lado, olvidando que es una zona del cuerpo vital para tener estabilidad y fuerza durante la práctica de cualquier disciplina deportiva como el levantamiento de pesas.

El arqueo, encogimientos de espalda boca abajo y la popular “cobra” son ejercicios para esta zona.

Pruebe realizando series con los tradicionales encogimientos ya sea con barra o con mancuernas.

Si hay un buen ejercicio para esta zona son las flexiones de muñeca. Coloque un peso accesible para usted.

Entre las opciones para entrenarlas están, elevaciones de gemelos con mancuernas o sube y baja en escalón

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Google Plus One:

Parque Viva

Publicidad

Publicidad

Blogs

Publicidad