Publicidad

David Ramírez (Saprissa) y Porfirio López (Alajuelense) disputan el balón durante el clásico jugado en el Estadio Nacional.

Publicidad