Publicidad

Andre Schurrle abraza al brasileño Óscar tras marcar en el duelo ante el PSG por la Champions League.

Publicidad