Publicidad

El jugador del Atlético de Madrid, Diego da Silva Costa (primer plano), celebra junto a sus compañeros el gol anotado en la final de la Copa del Rey.

Publicidad