Publicidad

Cesc Fábregas, en una jugada de pared con Alexis Sánchez, hizo el 1-0. Fue un disparo imposible para el arquero del Mallorca, Dudu Aouate. / Foto: AFP

Publicidad