Publicidad

Futbol Internacional

Víctor Valdés reafirma que no continuará en el Barcelona por agotamiento psicológico

El guardameta, quien lleva 12 años en el Barcelona, considera que su ciclo futbolístico en el club finaliza con el actual contrato en 2014.

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Google Plus One:

Madrid. El portero del Barcelona, Víctor Valdés, afirmó este viernes que no renovará con el club su actual contrato, que finaliza en 2014, explicando que ha tomado esta decisión por el agotamiento psicológico que conlleva la "responsabilidad y la presión" de ser guardameta de ese club.

"La portería de este club pesa mucho, y desde muy jovencito lo he sentido", afirmó Valdés en una rueda de prensa, señalando que "es una posición de mucha responsabilidad, te someten a mucha presión, mi autoexigencia por querer que el Barça gane es una carga psicológica".

Valdés, de 31 años y que lleva doce años en el primer equipo azulgrana, insistió en que su decisión de dejar el club "es firme, irrevocable" y por ello, no renovó cuando el Barça se lo ofreció en enero.

"Considero que mi ciclo futbolístico finaliza con mi actual contrato en 2014 en el Barcelona", insistió el jugador azulgrana, quien, sin embargo, no dio detalles sobre si ya hay alguna negociación o algún club interesado en él, que le pudiera permitir salir del Barça antes del fin de su contrato.

"Entiendo que con un año y medio vista para la finalización de mi contrato (desde enero que comunicó su decisión), hay tiempo suficiente para buscar la mejor solución para el club y para el jugador, para que salga ganando el Barça y salga ganando yo", explicó.

En enero, ya " dije que me veo jugando en otras ligas, conociendo otras cosas y buscando otras motivaciones", añadió Valdés, sin dar mayores detalles.

El meta azulgrana, que el pasado 18 de mayo en la 36ª jornada de la Liga española, cumplió 500 partidos con la elástica azulgrana, aseguró que no ve que el encuentro del sábado contra el Málaga en la última jornada del campeonato español sea también su último partido con el Barcelona: "no tengo la sensación de que mañana pueda ser mi último partido".

Preguntado sobre si los nombres que suenan para sustituirle como Pepe Reina (Liverpool), David de Gea (Manchester United) o Vicente Guaita (Valencia) pueden influir negativamente en el año que le queda, Valdés se mostró tranquilo.

" Los relevos nunca me han sorprendido, siempre han salido nombres. No creo que haya un motivo especial para intoxicar, lo que tenemos que hacer es ayudar al club a que gane títulos" durante el año que queda por delante, sentenció Valdés, uno de los tres porteros de la selección española en la Copa de las Confederaciones.

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Google Plus One:

Relacionadas

Publicidad

Sondeo ¡Participe!

¿Marcará diferencia la ventaja deportiva en las semifinales del Torneo de Invierno?

Ver resultados

Publicidad

Blogs

Publicidad


Pelé está grave

Infección urinaria tiene al astro en cuidados especiales

Leandro Castán será operado del cerebro

Defensor será operado por una malformación congénita y un edema.

La F1 y su nueva monarca

La pareja de Lewis Hamilton, nuevo campeón mundial, deslumbró en el Gran Premio celebrado en Abu Dhabi.

Higuaín quiere consolar a Zaira

La modelo argentina recién terminó su noviazgo de tres años con el tenista Juan Mónaco. Y el “Pipita” la pretende.

Allen Iverson, la piedra en las tenis de Nike

Exjugador vetó un tributo indirecto hacia él, porque Reebok es su patrocinador.

Las calamidades de David ‘Calamity’ James

David James, quien fuera portero de Inglaterra, está en la quiebra.

Batman versus el Valencia

Para DC Comics, el renovado logo del club ché se parece mucho al del encapotado.

Comida caribeña con sello de Nery Brenes

El velocista y su esposa abrieron un restaurante en Heredia.

Floyd Mayweather vive rodeado de excesos y desnudistas

El boxeador vive jornadas desenfrenadas: jets privados, autos de lujo, nudistas...

Hijo de Pelé está en la cárcel

El exarquero y asistente técnico del Santos fue detenido ayer por la policía de Brasil y enfrenta condena de 33 años.