Publicidad

Los jugadores del Chelsea Mark Schwarzer (izda) y Petr Cech en la sesión de entrenamiento de su equipo en Cobham (Reino Unido).

Publicidad