Publicidad

Thomas Mueller y Pep Guardiola bromean durante la práctica del Bayern Múnich.

Publicidad