Publicidad

Jorge Claros (derecha), volante del Motagua, fue uno de los primeros seleccionados de Honduras en llegar a la concentración.

Publicidad