Publicidad

Los aficionados procuran un buen ambiente en el estadio Maracaná para el juego de cuartos de final del Mundial de Brasil 2014 entre Alemania y Francia.

Publicidad