Publicidad

 Boateng (izquierda) y Balotelli reconocieron ayer el campo.  | /FOTO: EFE

Publicidad