Publicidad

Después de recibir la terapia ayer, Oviedo aprovechó para relajarse un poco en una piscina de agua caliente en el hotel Baldi, en La Fortuna de San Carlos.. | /FOTO: CARLOS BORBÓN

Publicidad