Publicidad

El presidente de la Federación Mexicana de futbol, Justino Compeán  (izquierda), y el presidente de CONCACAF, Jeffrey Webb durante el sorteo. | /FOTO: CORTESÍA DE CONCACAF

Publicidad