Publicidad

El volante rojiamarillo Esteban Ramírez luchó la pelota con el lateral porteño Roberto Mudarra. | /FOTO: CARLOS BORBÓN

Publicidad