Publicidad

Silvino Cubesáre, a la salida de Grifo Alto. Aún le restaban unos 30 kilómetros. | /FOTO: ALEXÁNDER OTÁROLA

Publicidad