Publicidad

Juegos Centroamericanos

Dirley Yepes se aseguró el bronce en espada femenina

Tica venció a Sara Pacheco de El Salvador. 

FOTO: Rodolfo Martín

La esgrimista Dirley Yepes derrotó a la salvadoreña Sara Pacheco en la tercera ronda de la espada femenina, resultado que le aseguró a la tica la medalla de bronce.

Sería la segunda presea de Yepes en estos Juegos Centroamericanos, luego de que el lunes lograra el oro en la modalidad de florete.Yepes volverá a pelear en la tarde cuando se realicen las semifinales.

En la segunda ronda de la espada femenina, se quedaron en el camino las nacionales Andrea Campos y Carolina Cruz, que perdieron sus respectivos combates contra Liliam Umaña y Sara Pacheco, ambas de El Salvador.

Relacionadas

Publicidad

Sondeo ¡Participe!

¿Marcará diferencia la ventaja deportiva en las semifinales del Torneo de Invierno?

Ver resultados

Publicidad

Blogs

Publicidad


Pelé está grave

Infección urinaria tiene al astro en cuidados especiales

Leandro Castán será operado del cerebro

Defensor será operado por una malformación congénita y un edema.

La F1 y su nueva monarca

La pareja de Lewis Hamilton, nuevo campeón mundial, deslumbró en el Gran Premio celebrado en Abu Dhabi.

Higuaín quiere consolar a Zaira

La modelo argentina recién terminó su noviazgo de tres años con el tenista Juan Mónaco. Y el “Pipita” la pretende.

Allen Iverson, la piedra en las tenis de Nike

Exjugador vetó un tributo indirecto hacia él, porque Reebok es su patrocinador.

Las calamidades de David ‘Calamity’ James

David James, quien fuera portero de Inglaterra, está en la quiebra.

Batman versus el Valencia

Para DC Comics, el renovado logo del club ché se parece mucho al del encapotado.

Comida caribeña con sello de Nery Brenes

El velocista y su esposa abrieron un restaurante en Heredia.

Floyd Mayweather vive rodeado de excesos y desnudistas

El boxeador vive jornadas desenfrenadas: jets privados, autos de lujo, nudistas...

Hijo de Pelé está en la cárcel

El exarquero y asistente técnico del Santos fue detenido ayer por la policía de Brasil y enfrenta condena de 33 años.